Barranquilla recibe a representantes de Vida y Libertad y Desaparición Forzada

En nuestra memoria permanece la esperanza” es el lema de los encuentros por hechos victimizantes y enfoques diferenciales que realizará la Subdirección de Participación de la Unidad para las Víctimas en diferentes zonas del país. El encuentro de hoy es el primero.

La alegría tiene que ver mucho con la paz”. Este fue el mensaje de bienvenida del director territorial de la Unidad para las Víctimas, Alfredo Enrique Palencia, a los representantes por todos los departamentos del país de los hechos victimizantes Vida y Libertad, y Desaparición Forzada que se reúnen desde hoy en Barranquilla.

Y esa alegría fue contagiada a Adriana Pérez, Luis Bernardo Haya, Idaly Vera e Irene Franco –representantes de estos dos hechos en la Mesa Nacional- quienes en sus mensajes de apertura a este encuentro señalaron que “la participación hace parte fundamental de la incidencia”, que “como sobrevivientes no queremos que nuestros hijos pasen por lo mismo” y que “es hora de organizarse para incidir en las políticas públicas que los beneficiarán”. Acto seguido, un minuto de silencio y un minuto de aplausos para todos los desaparecidos del país, para sus familias que pese a todas las dificultades se mantienen en pie de lucha “hasta encontrarlos” y los seres queridos de quienes fueron asesinados o secuestrados.

Los invitados, Guillermo Polo Carbonell, secretario del Interior de la Gobernación del Atlántico; Alexander Collazos, coronel de la Policía Nacional; Claudia Liliana Erazo, de la Justicia Especial para la Paz (JEP), el Defensor del Pueblo Regional, Albeis Fuentes, y Carlos José Herrera, miembro de la Comisión para el Esclarecimiento de la Verdad.

Precisamente, el mensaje de este último fue contundente. “La verdad es reparadora, pero hay que escuchar las múltiples verdades. Trabajaremos para que en el informe final se explique qué pasó durante el conflicto, porqué pasó, qué consecuencias dejó en las comunidades y qué se debe hacer para que esta experiencia no se repita”.

Porque la misión es devolver la convivencia en los territorios, la confianza colectiva y el pluralismo, con enfoque diferencial. “Ignorar el pasado mantiene las heridas abiertas y alimenta el desprecio por la vida”, dijo.

En los días siguientes, los representantes por estos hechos victimizantes trabajarán en los Planes de Desarrollo con Enfoque Territorial (PDET) y las Zonas Más Afectadas por el Conflicto (Zomac) y la elaboración de informes por regiones, con el objetivo de hacer una radiografía sobre la situación de estos hechos en cada uno de los departamentos del país.

Han sido invitadas también entidades como Unidad de Búsqueda de Personas Dadas por Desaparecidas, Medicina Legal y Fiscalía, las cuales expondrán los alcances de su trabajo y la forma cómo las víctimas pueden participar en esos espacios. Además de organizaciones que tienen trayectoria en el tema de desaparición forzada para escuchar sus experiencias que pueden ser replicadas en territorio.

Los encuentros estarán acompañados por actos conmemorativos y de memoria por parte de las mismas víctimas.

Deja un comentario